Cómo crear un packaging vendedor

packaging

Antes de dedicarme a esto del marketing y la comunicación quizá no era tan consciente de la importancia que tiene el desarrollo del packaging de los productos. Cada vez que hago la compra del mes en algún hiper, casi sin darme cuenta, veo alrededor de 10.000 referencias de productos y marcas en los lineales, y a menos que vaya directa a  un producto concreto que ya tenía pensado adquirir, me pierdo entre todas esas opciones diferentes. Yo calculo que tardo una media de 40 minutos, no llega a una hora, y suelo comprar unos 50 productos aproximadamente.

¿Cuánto tiempo habré dedicado a la elección de cada producto?  ¡Unos 5 segundos! y en ese tiempo he visto, leído y elegido el producto, por tanto seguro que el packaging ha tenido mucha importancia en esa decisión.

El diseño y desarrollo del pack de producto forma parte de la estrategia integral de marketing y tiene como finalidad realzarlo para atraer la atención del consumidor e influir en su decisión de compra.

Para nuestros clientes este punto es fundamental. Hemos disfrutado y aprendido desarrollando blisters para productos tecnológicos  de Superbritánico como fundas de Tablet y móvil; bolsas de pan precocido congelado para Pansur ; cajas y latas de mantecados  para la Flor de Estepa , y ¡muchos más! Cada cliente y cada producto requería un desarrollo específico atendiendo a sus características, no obstante, todos ellos se basaban en unos criterios comunes que aplicamos en nuestros desarrollos.

packaging_bualá

1. Adecuarlo al producto que va a contener y al público objetivo al que nos dirigimos.

2. Aportar valor añadido a través de innovaciones que alarguen la vida del producto o aportando más información que la competencia que tenga relevancia para el consumidor, por ejemplo incluir cómo se usa el producto.

3. Resaltar las cualidades del producto y destacar en el lineal.

4. Investigar las tendencias en el mercado y adecuar nuestro packaging. El consumidor busca envases sostenibles y respetuosos con el medio ambiente. Está de moda lo “eco”, “casero”, “natural”, “vintage”, etc., son conceptos muy tenidos en cuenta, sobre todo en packaging de alimentación.

5. Ser coherentes con los valores que transmite la marca.

6. Tener en cuenta la ubicación final del producto, nevera, congelador, estante, etc. Debemos ofrecer una manipulación cómoda para el consumidor, ponernos en la piel del usuario del producto para estudiar de forma práctica qué innovaciones son ventajosas para él.

7. No perder de vista también el recorrido del producto, procurar que durante el transporte y almacenaje a lo largo de toda la cadena de distribución garantice en todo momento su protección y conservación.

El diseño y desarrollo de un packaging es importante para lograr la venta del producto, pero debe estar coordinado con el resto de la estrategia de marketing para que sea efectivo.

Ahora seguro que te fijas al hacer la compra 😉

Deja un comentario

Your email address will not be published.


*