La ilusión de las primeras veces…

Blog-Corazón

Que bonitos son los comienzos… de cualquier cosa. Los comienzos en una relación amorosa, los comienzos en un trabajo nuevo, los comienzos en una nueva casa… y que difícil es mantener esa ilusión primeriza.

Esto pasa en casi todos los ámbitos de nuestra vida. La novedad, el cosquilleo de las primeras veces. Nos enamoramos de esa persona especial, lo vemos todo estupendo y no hay defectos que nos hagan bajar de nuestra nube. Pero todo tiene un plazo. Las cosas necesariamente evolucionan, llega la convivencia, la monotonía y ese precioso lunar que tiene en su mejilla derecha y nos encantaba, ahora es cómo una verruguita más que un lunar… Y es que el tiempo desgasta y es necesario mantener la chispa continuamente para que la relación se mantenga viva. Esto, aunque con diferentes matices, pasa también en las relaciones empresariales.

Cuando captamos a un cliente nuevo nos sentimos ilusionados y con una motivación especial. Entra un proyecto diferente al de cada día, con gente nueva por conocer. Todo es apasionante y misterioso entonces es cuando lo damos todo por él, presentamos nuestra mejor cara y disposición, no hay horarios para llegar antes del plazo acordado, siempre pendientes de que esté contento con nosotros.

Ese cliente, que se ha sentido único y especial repite con nuestra empresa una y otra vez. Se estrechan lazos, se crean vínculos y llega la confianza… Este es el momento en el que ambos caemos en la rutina. Por nuestra parte ya no somos tan proactivos, ni adelantamos las entregas, etc. Por la suya, empieza a pedir trabajos gratis, a retrasarse en los pagos, a dar menos valor a nuestro trabajo, etc.

No nos acomodemos. Como en las relaciones amorosas o de amistad, todos queremos sentirnos especiales, que nos presten atención y nos mimen. Hagámoslo también con nuestros clientes, porque un cliente nuevo es ilusionante pero un cliente fiel es imprescindible para que podamos crecer como empresa. Cuidemos cada detalle como el primer día, premiemos su fidelidad, escuchemos cuáles son realmente sus necesidades y démosles soluciones creativas que les ayuden a vender más y mejor.

Deja un comentario

Your email address will not be published.


*